domingo, mayo 02, 2010

EL JUDÍO SUSS

Descargar resumen

Autor: Lion Feuchtwanger, novelista, ensayista y dramaturgo; 1884-l958.

Otras obras: La judía, Los hermanos Oppenheinz, Éxito, Exilio, Vendrá el día, y varias. Biografías noveladas y obras de teatro.

Género y corriente: Novela expresionista.

Estructura. Está integrada por cinco libros: Los príncipes, El pueblo, Los judíos, El duque y El otro.

Sinopsis: El, protagonista de esta novela es el rico y prominente banquero judío Reb Joseph Süss-Oppenheimer, personaje histórico que vivió en los primeros decenios del siglo XVIII, y fue consejero de finanzas y protegido del duque Karl-Alexander de Wúrtteinberg. Como se había ganado muchos enemigos con su política fiscal, a la muerte de su protector fue procesado por traición y condenado a morir en la horca.
En la obra, el duque es de temperamento alegre y valiente, libertino y violento, y es Súss quien dirige la vida económica del país, impone onerosos impuestos y viola sistemáticamente las leyes. Desde luego, defiende los intereses de su amo, pero tampoco olvida los propios.
Süss ama el lujo, la riqueza y las mujeres, y para hacerse cada vez más necesario, favorece los amoríos del duque, quien con su complicidad logra seducir a Magdalena, la hija de un prelado. Éste, para vengarse de Süss, hace entrar al duque en la casa donde vive en retiro Noemí, la hija del judío. La joven, resistiéndose a los deseos del duque, se mata. Süss, trastornado por la pérdida de su hija predilecta, se dedica entonces a fraguar la ruina de su señor: lo convence para dar un golpe de estado, instaura un poder absolutista y luego lo denuncia a los miembros del parlamento.
El duque muere cuando se entera de la acusación, y con este castigo podría parecer que Süss logra sus propósitos. Entonces se produce en él un cambio sustancia: la venganza pierde su valor y sólo en la expiación le será posible encontrar la paz. Para salvar a sus cómplices, asume él toda la culpa, se denuncia y sufre un proceso largo y terrible en el que se desahogan todos los odios y rencores acumulados durante muchos años. Podría salvarse renunciando a su religión, renegando de sus padres, y atribuyéndose el merito de haber puesto al descubierto los planes del duque. Pero Süss no quiere valerse de ninguno de estos argumentos y, para salvar su alma, acepta serenamente la muerte.
Ubicada en el expresionismo, la novela presenta y reconstruye con riqueza un amplio cuadro de la época: vida, costumbres, clases sociales y despotismo de la corte alemana. No está excluida la fantasía, sin embargo, el autor subordina La verdad de los hechos históricos a una misteriosa fatalidad, la cual determina todos los acontecimientos que se desarrollan en la novela.

No hay comentarios.: